Informes: 294 93 02 - 305 406 82 75 gmpclaudia@hotmail.com
  • COMER LENTAMENTE: Te vas a sentir satisfecho más rápido y vas a comer menos; hay que masticar varias veces el alimento, disfrutar el sabor, en la boca es donde realmente saboreamos, después de que tragamos no hay sabores.
  • NO COMAS HASTA QUEDAR “REPLETO”: Come hasta que sientas que estás satisfecho; aproximadamente se demora 20 minutos en llegar el mensaje al cerebro de estás lleno; por esto es que se debe comer lentamente y masticar varias veces. No sirvas otra porción, espera unos minutos o tomate una aromática sin azúcar.
  • EVITA EL CONSUMO DE CALORÍAS LÍQUIDAS: evita el consumo de gaseosas incluso las bajas en calorías, los jugos de caja y botella (prefiere el jugo casero), los té de botellas; aportan un gran número de calorías y casi ningún nutriente. Consume agua, agua, agua.
  • NUNCA DEJES DE CONSUMIR UNA DE LAS COMIDAS PRINCIPALES: posiblemente cuando llegue la hora de la próxima comida tendrás mucha hambre y comerás más.
  • SIRVE LOS ALIMENTOS EN PLATOS PEQUEÑOS: visualmente sentiremos que estamos comiendo una porción grande, especialmente las harinas y carnes. Con las verduras podemos comer una mayor porción.
  • MUEVETE TODOS LOS DÍAS: camina un poco más, sube las escaleras, deja el carro un poco más lejos, juega con tus hijos.
  • EVITA EL ALCOHOL: tienen gran aporte de calorías y por lo general va acompañado de snacks poco saludables.

Califica este artículo